1. Ana 3


    Fecha: 12/09/2017, Categorías: Infidelidad, Autor: Anónimo, Fuente: SexoSinTabues

    Con Eduardo habíamos cortado un poco la relación, ya que hasta estaba dudando de mis sentimientos con mi pareja. Yo decidí alejar a Eduardo de mi vida, ya que estaba muy confundida, a mi pareja ya no lo veía como antes, y sabía que con Eduardo, no íbamos a llegar mas lejos que el estar en la cama y follar solamente. Yo a mi pareja lo quiero, pero desde que Eduardo me folló, ese sentimiento se estaba yendo, y para que lo voy negar, Eduardo es mucho mejor amante que mi pareja. muchas veces estaba en la tienda y me acordaba como Eduardo me besaba los pies, como me follaba, como le chupaba la polla, y no lo voy a negar, eso hacía que me moje y mas de una vez, termine en la trastienda, tocando mi coño. Sabía que estaba inquieta, ansiosa, quería volver a ver a Eduardo, aunque sea una vez mas, sentir su polla en mi boca, en mi coño, en mi culo, su lengua lamiendo los dedos de mi pies mientras me folla, hasta que no aguanté mas y le mande un mensaje a su movil, y siempre en su linea, no me respondió, solo me mando un emoticono de un pie, yo cuando lo vi, no pude ocultar la sonrisa de alegría, y sentir ese cosquilleo que sentía siempre en el coño, cuando estaba con él. Lo que me faltaba de la mañana para cerrar, se me hizo eterno, de echo cerré mas de una hora antes y cogiendo mi coche me fui a su casa. estaba nerviosa, me sudaban las manos y los pies, estaba ansiosa de volver a verlo. Cuando llego, aparco el coche, me bajo, siento que me tiemblan las piernas, siento mi coño mojado, ...
    cuando Eduardo me hace pasar a su casa, sin decirnos palabra, nos abrazamos y nos besamos con mucha pasión, yo me apretaba contra su pecho, quería sentir el cuerpo del hombre que la verdad me tiene mal, sentía sus manos acariciando mi culo por sobre mi pantalón, "te extrañe mucho", le dije entre besos y besos, "y yo a vos", me dijo, desabrochando mi pantalón, yo lo seguía abrazando del cuello, mientras él me baja el pantalón, las bragas, siento sus manos apretando mis nalgas, abrirlas, jugar con ellas como a él le gusta jugar con mi culo, y yo feliz de que lo haga, "no pierdes la costumbre", le dije cuando siento su dedo contra mi ano, "huy, que abierto que esta, se nota que tu novio te come la cola bastante seguido", me dijo, metiendo su dedo en su boca y busco mi ano de nuevo y me empieza a meter el dedo, "pero no me hace disfrutar como me haces disfrutar tú", le dije, dejando que me meta el dedo en el culo. Así, entre besos y besos, y su dedo en mi culo, nos fuimos a su dormitorio, nos separamos del abrazo y nos fuimos desnudando, a medida que me iba sacando la ropa, y veía a Eduardo desnudarse, mi coño se mojaba mas y mas, le miré a los ojos y me tire de rodillas a chupar su polla, la chupaba con desesperación, la metía hasta mi garganta, besaba y chupaba su cabeza, sus huevos, lo lamía todo mientras él me acariciaba la cabeza a mi, me coge de los brazos y me acuesta en su cama, abriendo mis piernas y se acuesta sobre mi, haciendo que grite de placer y tenga un tremendo ...
«123»