1. Alicia 22/25


    Fecha: 12/07/2018, Categorías: Hetero, Autor: evloguer, Fuente: SexoSinTabues

    ...Alicia estaba esperando que penetrase a Martita pero la vista de esa rubia y abundante cabellera desplegada sobre la cama me hizo ir allí pasándole el pene por todo el pelo........... Alicia 22/25 Estábamos por escalar la fase de nuestro jueguito. Alicia estaba esperando que penetrase a Martita pero la vista de esa rubia y abundante cabellera desplegada sobre la cama me hizo ir allí pasándole el pene por todo el pelo, envolvía mi instrumento con su cabello haciendo movimientos masturbatorios para sentir esa deliciosa caricia. Mi nena se agachó al lado de su cara y me dijo que se la pase por los labios, que tal vez logre meterla un poco en su boquita. Me gustó la idea pero cuando tuve el pene casi pegado a su carita me quedé mirando esa hermosura, unas delicadas facciones y casi sonreía en su sueño. Mi nena tomó el chorizo con las manitas metiéndose el glande en la boca para limpiar esa babosidad que le brotaba, luego lo empezó a pasar por esa boquita cerrada, hacía un poco de presión pero la mandíbula no se abría, decidimos que habría que utilizar otro huequito. Antes de bajar a las profundidades le limpié bien los labios con mi boca, no sea que le quede un sabor extraño cuando despertase; la estaba limpiando o besando, no sé. Le estaba por meter el dedo en el culito para distender el esfínter pero Alicia dijo que se encargaría, humedeció el suyo con la boca y empezó a masajear en círculos ese apretado y fruncido punto marrón. No parecía aflojar bastante y se agachó para ...
    hacerlo con la lengüita, la vista de mi cielito con el trasero levantado llevó a mi dedo que ya estaba preparado para insertarse en un agujerito oscuro, solamente que ahora era el culito de mi reina el penetrado. Le gustó la atención que recibía su colita atacando más frenéticamente el anito que ya se abría dejando pasar a la lengua, metió el dedo y al ratito ya estaba agregando otro, por suerte tenía los deditos pequeños. Cuando estuvo preparada le sacó la almohada que tenía Martita bajo la cabeza pidiéndome que la levantase para meter el soporte debajo así quedaba mas elevada la colita que esperaba ser visitada. Era una hermosa visión y ni necesitaba separar a mano esos globitos, estaba con las piernas bien abiertas facilitando la operación. Despacito acerqué el glande a la fruncida entrada dejándolo descansar en al puertita, llamando y esperando que su esfínter abra para dejarme pasar, mi nena se desesperaba queriendo ver yá mismo la barra de carne enterrándose en su compañerita. Se agachaba queriendo ver de cerquita la intrusión, así doblada nuevamente la consolé dejándole ir un dedo por atrás mientras mi dedo sin uñas se estaba enterrando en aquel pozo marroncito. La cosa se estaba poniendo linda y comenzó a sonar el teléfono, nos miramos con Alicia que subiendo los hombros resignada se fué para atender, movía graciosamente el trasero que recién estuvo hospedando a mi dedo. Yo estaba esperando para entrarle a esas apetitosas redondeces cuando mi cielito me informó que era ...
«1234»