1. Mi vecina embarazada 2


    Fecha: 07/09/2018, Categorías: Infidelidad, Autor: Anónimo, Fuente: SexoSinTabues

    Sabiendo que el marido no volvía a casa, nos quedamos en la cama, relajados, desnudos. Concha prendió la tele del dormitorio, se abrazó mas a mi, y paso una de sus piernas por encima mío, "cariño, que dices, me voy a lavar, o me quedo con tu leche dentro, aunque siento como sale", me dijo Concha, acariciando mi pierna con su pie, "no lo se, si querés quedarte con mi leche en tu culo a mi no me molesta", le dije, acariciando su cabeza, "es que siempre quise quedarme así, relajada, entre los brazos de mi marido, pero él me manda lavar de inmediato, y cuando vuelvo a la cama, o se levanta o esta durmiendo", me decía, dándonos besos cortos en los labios. "Entonces te quedas a dormir conmigo esta noche?", me dijo, sin dejar de besar mis labios, "si querés, me quedo contigo hasta el viernes a la noche", le dije pasando mis manos por sus tetas mojadas de la leche que le había salido, "de verdad te quedarías conmigo todos estos días?", me dijo con una hermosa sonrisa y una expresión de felicidad en su cara, "claro que me quedo tontita", le dije, agarrando su pera y dándole un beso, que nos metíamos las lenguas en la boca del otro, "quiero dormir acurrucada contra tu cuerpo", me dijo, dándose la vuelta y pegándose bien contra mi, "huy, va a ser una tentación para mi, voy a querer meter mi dedo en tu culo", le dije, pasando el dedo por su raja, "y que esperas que no lo metes?", me dijo, pasando una de sus piernas por sobre las mías. Yo le busque el ojete con el dedo y como estaba ...
    bien abierto y seguía mojado con mi leche, le entró sin que dijera nada, solo un tenue suspiro, "te gusta tenerme así?", me dijo, moviendo su culo para los costados y un poco para atrás. "Cuando quieras cenar me dices y te preparo algo", me dijo Concha, acurrucada contra mi y con todo mi dedo metido en su culo, "ya me estoy preparando la cena", le dije moviendo mi dedo dentro de ella, "otra vez me quieres follar por el culo", me dijo, con la voz bien mimosa, "vos vas a querer que te lo coja de nuevo?", le dije, intentando meter otro dedo, "es que no estoy acostumbrada a follar tanto cari, hay, me estas metiendo otro dedo?", me dijo, cuando le estaba metiendo el segundo dedo, "si, me dejas?", le dije, lamiendo su oreja y haciendo fuerza hasta que se lo metí, "oye, me pides permiso y ya lo haz metido, que cara dura que eres", me dijo riendo, y separando su cola un poco de mi, para que pueda meterlo cómodo. "Pero tu marido no te coge todos los días?", le dije, acomodando mis dedos dentro de su culo, "que va, él viene los fines semana y me folla una sola vez o raramente dos veces nada mas", me confesó, "si yo fuera tu marido, te cogería dos y tres veces por día", le dije, mordiendo su cuello y moviendo mis dedos en su culo, "hay no me hagas eso queme da escalofrío", me dijo riendo, "no lo dudo que me follarías a cada rato", dijo entre risas, "te imaginas, yo cocinando y vos de rodillas chupando mi pija en la cocina?", le dije, volviendo a acariciar sus tetas, "hay que loco, como ...
«123»